27 de octubre de 2016

Hanói: Barrio Antiguo

Vietnam 2016
Día 12/17
Capítulo 1/3

Disponíamos de un día completo para conocer Hanói antes de salir hacia la Bahía de Halong. Tras contemplar el bullicio de la calle desde el balcón de la habitación, bajamos a desayunar al mini restaurante del hotel. Buen desayuno a la carta entre un montón de variedades.

Lo primero que hicimos fue dirigirnos a las taquillas del Teatro Municipal de marionetas de agua (57 B P Dinh Tien Hoang) y comprar las entradas para la sesión de tarde. Desde aquí comenzamos el paseo por el Barrio Antiguo siguiendo el recorrido que propone la Lonely Planet, tardamos unas 2 horas y media a ritmo pausado. Es un paraíso de las compras, pero estas las dejamos para el último día. 





El Barrio Antiguo es el corazón del Hanói tradicional, ese que tenemos en mente al imaginarnos Vietnam. Es un laberinto de calles llamadas Hang (mercancía) seguido por el nombre del producto que se vende en ellas, ya que desde hace siglos los gremios se instalaron aquí por grupos. Así las calles están especializadas en alimentación, joyas, seda, zapatos, ropa o juguetes. La casas son tipicamente muy estrechas ya que en la época colonial los impuestos se pagaban en función de los metros de fachada.




Lo mejor del Barrio Antiguo es que aunque se ven muchísimos turistas, no ha dejado de ser un lugar donde realizan sus compras los habitantes de la ciudad y conserva el sabor de lo auténtico: el carnicero o el pescadero limpiando su género en plena calle, los puestos de frutas o verduras, la señora con el sombrero tradicional haciendo la compra en su bicicleta, los perros callejeros, el tráfico infernal, el herrero dando al yunque, las hierbas de la medicina china, las tiendas de estatuas de Buda… un paraíso para la fotografía. Nuestro paseo por el Vietnam tradicional finalizó en la Catedral de S. José , la iglesia más antigua de la ciudad construida por los franceses en el año 1886


No hay comentarios:

Publicar un comentario